• 26 mayo, 2024

LA EXQUISITES DE MORANTE, EL PODERIO DE EL JULI Y EL VALOR DE G. MARIN

LA EXQUISITES DE MORANTE, EL PODERIO DE EL JULI Y EL VALOR DE G. MARIN

Faena exquisita de sentimiento y arte sin igual, fabricó Morante de la Puebla al cuarto ejemplar de la tarde de la ganadería de Alcurrucen que tuvo gran calidad en la muleta sin tenerla igual en el capote. Toreó al natural de manera magnifica, engarzando uno con otro los pases, abrochando las series con el forzado de pecho lento y a la hombrera contraria. Los derechazos templados, hondos, reunidos y despaciosos con final de muletazos a pie juntos y estocada tendida sin efectos con dos descabellos que le dejan cortar solo una oreja a solicitud unánime de la concurrencia que llenó los tendidos de la plaza de toros Las Ventas de Madrid.

Una vez más El Juli emborronó con la espada su obra en el segundo de la tarde al que aplicó la técnica depurada aparte del poderío para tirar del ejemplar, bajando la mano, la muleta arrastrando la arena y la concentración absoluta de lo que estaba realizando para no perder el hilo de la partitura escuchando al fondo los olés sonoros. La suerte suprema como desde hace algunas jornadas, no lo deja disfrutar de las orejas en sus manos pero eso si llevándose una ovación cerrada de la parroquia.

El lote menos potable lo ha sorteado Ginés Marín quien estuvo voluntarioso y valiente en ambos ejemplares. El tercero viniéndose abajo demostrando escasa casta aunque algunos muletazos aislados le logró y el sexto un manso huidizo que tomaba el primer muletazo y al segundo salía con la cara arriba buscando los tableros. Su labor fue ovacionada en cada uno con los respectivos avisos.

La presencia del Rey Felipe VI engalanó la plaza en una corrida de la Beneficencia que será recordada por la obra de un torero artista al que solo le faltó un remate de suerte para lograr la puerta grande.

Leave your Comments