• 18 julio, 2024

DAVID DE MIRANDA… FENOMENAL

DAVID DE MIRANDA… FENOMENAL

La corrida de toros celebrada éste domingo en la localidad de Niebla fue el punto de la fuente de arte que rebosaron con su expresión artística y talentosa Curro Díaz, Manuel Escribano y David de Miranda, con los toros de Fermín Bohórquez.

Por: Leopoldo Portilla Mesa.

Ha sido una verdadera lección de arte y talento en versiones diferentes pero sin perder la esencia de los clásico las faenas de Curro Díaz (ovaciones de gala en sus salidas), de Manuel Escribano que se lleva en su espuerta tres apéndices premio a su entrega e interpretación y el diestro de la tierra David de Miranda triunfador absoluto, redoblar de campanas en Niebla por su gobernabilidad ante sus antagonistas -cuatro orejas- que ratifican el por qué se llevó el trofeo del mejor en la Feria de San Isidro 2019. Los toros de la ganadería de D. Fermín Bohórquez bien presentados y desigual comportamiento, que supo obviar con gusto la terna.

Corrida fenomenal, por la lección de técnica y arte de Curro Díaz quien hacía su presentación después de obtener un sonoro triunfo el día anterior (sábado 17-O) en Jaén donde le concedieron dos orejas. La exquisitez de sus faenas medidas, muy bien dibujadas y lentas, para que los toros siguieran los trazos, embebidos en los vuelos de capote y muleta. Grabadas quedan en la retina y memoria de asistentes y telespectadores. Magisterio total. Desafortunadamente sin poder rubricar como él y la concurrencia hubiesen querido. Ovaciones de gala para el linarense.

Manuel Escribano atraviesa por un nivel superlativo. Los pasados éxitos obtenidos en el coso del Baratillo como en otros escenarios de igual y menor importancia le empujan para seguir afinando en todos los aspectos de la profesión. Madurez, gusto, sapiencia, atributos que lo convierten en un exponente de un toreo serio y de una capacidad física y mental de regusto para cubrir el segundo tercio ante los toros correspondientes. Faenas a las que no les sobró y ni faltó nada. Dos orejas en su primero (bis) posterior a una estocada completa. En su segundo al que le porfió y recibió con el pase del péndulo, hilvanó series por ambos costados que fueron aplaudidas. No cayó bien la espada. Una oreja.

David de Miranda continúa mostrando su progreso. Concepto claro del toreo que aplica según condiciones de sus antagonistas. Poseedor de un valor sereno que no va en vía contraria, sino por el contrario colabora para el dominio de los ejemplares que terminan por entregarse. Los que sorteó en la tarde-noche dominical bajo esos parámetros fueron sometidos permitiendo momentos muy importantes del torero onubense. Destacadas chicuelinas en el quite practicado en su primero que fueron rematadas con una larga cordobesa. Los estatuarios y las tandas por el costado derecho con la factura y despaciosidad requeridas. Lo finiquitó de una estocada de buena colocación. Dos orejas.

Con el último de la tarde, aprovechó las mejores condiciones del astado, que duraron poco, le alcanzó para lucirse con el capote. No cumplió en el primer tercio y posteriormente mostró debilidad a lo que David de Miranda propuso su toreo de cercanías y logró ganarle buenos pasajes, por el pitón derecho con mucho ritmo y por el izquierdo se colocó de frente, sembrado en la arena, minutos en el que la res y el público se le entregaron. Lo pasaportó con una estocada en todos los blandos. Dos orejas.

Esta temporada atípica causada por el covid 19, deja hasta el momento un muy buen balance en cuanto a lo artístico. Si el próximo año es viable para la tauromaquia, contara con nuevos valores responsables de seguir la huella de las grandes figuras que hasta ahora son los pilares de la pervivencia de las corridas de toros en Hispanoamérica.   

 

 

Leave your Comments