• 26 mayo, 2024

MORANTE DE LA PUEBLA DESATA LA LOCURA EN LA MAESTRANZA

MORANTE DE LA PUEBLA DESATA LA LOCURA EN LA MAESTRANZA

 

-Por: Nestor Giraldo M.

La última corrida de la feria de San Miguel en Sevilla tuvo asistencia total dentro de lo permitido por las autoridades.

Se lidiaron ejemplares de Juan Pedro Domecq y uno de Parladé bien presentados y con matices de comportamiento.

Morante de la Puebla meció muy bien la capa en buenas verónicas. Toro protestado por falta de fuerza que fue cambiado por otro de Juan Pedro Domecq. El bis con embestidas bruscas y descompuestas, sin entregarse no dejó a Morante lucir con todo su esplendor en muletazos algunos enganchados desluciendo la labor. Dos pinchazos y media. Silencio. En el cuarto formó un lio con la capa, recibiendo con tijerilla y después desplegando toda su sabiduría para desgranar cada lance que fue de cartel de toros. Con la muleta la faena fue subiendo de tono arrancando los olés en cada muletazo de arte, echándoselo a la cadera, citando de frente en cercanías para torear con profundidad y llevándose por su entrega y valor una fuerte voltereta que no tuvo consecuencias, templada fue su labor con un ejemplar noble al que entendió magníficamente. El colofón fue un espadazo en todo lo alto que hizo rodar prontamente. Dos orejas sin discusión.

Juan Ortega series artísticas con mucha torería a un toro que le embistió lento y con nobleza. Trincherazos y recortes francamente de pintura. La faena corta pero muy sustanciosa por el temple y la ortodoxia manifiesta. Pinchazo y estocada. Ovación. El quinto de Parladé tuvo complicaciones y a pesar de la voluntad y entrega del sevillano la faena no tomo vuelo y el público todavía con el recuerdo de la faena anterior de Morante, no manifestó mayores halagos para el andaluz. Estocada. Ovación.  

Andrés Roca Rey faena que comenzó de rodillas incluido muletazo cambiado por la espalda y posteriores tandas templadas, de compas abierto con un toro que hizo lucir más de lo que tenía el ejemplar por su falta de transmisión. El sexto tampoco facilitó la labor de Andrés que estuvo dispuesto y voluntarioso ante un ejemplar quizás el más complicado del encierro y ofreciendo algún peligro por sus permanentes calamocheos por los dos pitones. Hubo disposición y entrega del limeño que la parroquia agradeció. Estocada. Silencio.

Tanto Morante de la Puebla como Andrés Roca Rey estarán presentes en la feria de Cali

 ———-

Leave your Comments